Butaca de auditorio contemporáneo APTUM 246
de espuma de poliuretanode hayaplegable

butaca de auditorio contemporáneo
butaca de auditorio contemporáneo
butaca de auditorio contemporáneo
butaca de auditorio contemporáneo
butaca de auditorio contemporáneo
Añadir a mis favoritos
Añadir al comparador
 

Características

Estilo
contemporáneo
Material de tapicería
de espuma de poliuretano
Material del marco
de haya
Opciones
plegable, acústico
Zona de uso
de interior
Tipo de base
con 3 patas
Con brazos
con reposabrazos

Descripción

DESCRIPCIÓN La Aptum 246 es una butaca elegante con un diseño atemporal y una gran versatilidad. Esta butaca ha sido especialmente diseñada para teatros y auditorios debido a su gran adaptabilidad a los requisitos acústicos de cualquier espacio. Esta butaca destaca por su gran flexibilidad debido a las características de sus componentes. Con numerosas posibilidades en la variación de sus dimensiones e inclinaciones, este modelo encaja perfectamente en una amplia variedad de configuraciones de la propia sala. El asiento y el respaldo están hechos con un marco interior de madera de haya y cinturones elásticos entrelazados cubiertos con espuma de poliuretano de célula abierta. El uso de estos materiales proporciona una distribución equilibrada del peso corporal del ocupante, garantizando un confort óptimo del usuario. DATOS TÉCNICOS Distancia entre ejes: 52 cm. Puede adaptarse a configuraciones lineales y curvas con un radio mínimo de 10m. La numeración de los asientos está fijada al asiento y la de las filas está fijada al panel lateral del final de la fila. Puede adaptarse a diferentes inclinaciones de la sala. Junto con las mesas F-48 y F-1000, se convierte en una solución óptima para largas sesiones de trabajo. Reacción al fuego: este producto cumple con las normas internacionales.

Catálogos

No hay ningún catálogo disponible para este producto.

Ver todos los catálogos de Figueras International Seating

Otros productos de Figueras International Seating

Butacas Fijas

* Los precios no incluyen impuestos, gastos de entrega ni derechos de exportación. Tampoco incluyen gastos de instalación o de puesta en marcha. Los precios se dan a título indicativo y pueden cambiar en función del país, del coste de las materias primas y de los tipos de cambio.